viernes, 8 de febrero de 2013

LA ORFEBRERÍA Y JOYERÍA

La orfebrería es el trabajo artístico realizado sobre utensilios o adornos de metales 
preciosos, o aleaciones de ellos.

CAROLINA FERNANDEZ



Procede del latín auri (‘oro’) y faber (‘fabricador’).
Los metales que constituyen los objetos de orfebrería propiamente dichos son 
eminentemente la plata y el oro o una mezcla de ambos, el Electrum.

El electro (del latín electrum) es una aleación de oro y plata con una relación de 1/5 
de plata respecto del oro.
Moneda de electrum del emperador bizantino Alejo I Comneno.





Con el oro y la plata se fabricaban ya desde la prehistoria, utensilios muy variados como 
vasijas, piezas de adorno, joyas, monedas, estatuas siguiendo el estilo, la ornamentación 
el gusto propios de la época y de la nación que los elabora, como puede observarse 
recorriendo las principales civilizaciones.


MONTEJERO
                                  

JOYERÍA \ ORFEBRERÍA

La casa francesa  Chopard 
Un rubí con forma de corazón de 40,60 quilates engastados con 2.126 diamantes

La joya (galicismo de joyau) consiste en prendas ornamentales llevadas en el cuerpo, 
que generalmente se fabrican con piedras y metales preciosos, aunque también se pueden 
emplear materiales de menor valor.
De hecho, prácticamente cualquier tipo de material se ha utilizado para fabricar joyas.

EXPOSICIÓN DE LAS JOYAS DE GRACE KELLY  Y  MARÍA FÉLIX
realizadas por la firma CARTIER



En sus diversas formas, las joyas se llevan por personas de los dos sexos, en casi todas 
las culturas humanas, en casi todos los continentes.



El celular diseñado por GOLDVISH
Cuenta con un cuerpo de oro de 18 quilates y se encuentra recubierto por una cantidad 
increíble de diamantes.
Su parte trasera también es muy sofisticada ya que está hecha de piel de cocodrilo.
Solo saldrán tres unidades de estas a nivel mundial.
Tenerlo nos puede llegar a costar US$1.000.000 (716.500 €)



Parece que los humanos tienden a adornarse a sí mismos. En casos raros, las joyas se usan 
por sentido del pudor; por ejemplo, para cubrirse los pezones.
No es de extrañar en el caso del celular, es para cubrirse una oreja.
Pero principalmente por efecto estético y ornamental.

PETER CARL FABERGÉ fue un famoso joyero ruso que nació el 30 de mayo de
1846 y falleció el 24 de septiembre de 1920.




Este gran diseñador de joyas, en el año 1870 fue el encargado responsable de la 

empresa familiar de la joyería en San Petersburgo.
El trabajaba con diseños en piedras preciosas muy valiosas, tanto semipreciosas 
como metales muy codiciados.



Su diseños y estilos fueron muy buscados como requeridos, por su gran creatividad 
en las joyas.
Los estilos que mas se destacaban dentro de sus diseños en las joyas preciosas eran 
barroco, Art Nouveau, ruso antiguo, griego, renacentista, naturalista y caricaturesco 
entre otros, un pionero en el diseño de joyas.
fue nombrado orfebre y joyero de la Corte Imperial Rusa como de otras monarquías 
de Europa.

PALACIO DE CATERINA



Lo que se destaco en sus obras y se lo recuerda es por sus joyas en forma de Huevos 
de Pascua realizados con material de Oro y Esmalte, como también animales realizados 
al detalle en miniatura, como bomboneras y cálices entre otros.



En el año 1883 el Zar Alejandro III le realizo un encargo para la Pascua de ese mismo año, 
para que construya un huevo de Pascua para regalarle a su mujer, la zarina María.
El cual consistió en un huevo de oro con cascara de platino donde dentro del mismo tenia 
otro mas pequeño de oro, y al abrirse este ultimo podíamos ver una gallina íntegramente 
diseñada de oro en miniatura donde en su cabeza tenia una corona imperial rusa.



Tuvo tanto éxito este huevo de platino y oro que cada pascua le encargaron una obra 
similar, llegando a once los huevos que Alejandro III le regaló a su mujer, y su hijo 
Nicolás II continuó con esta tradición hasta llegar a cincuenta y siete huevos.



Para que tengan una idea en el año 2007 un huevo fabricado por Fabergé para la 
familia de banqueros Rothschild, alcanzó en subasta el precio récord de 18 millones.
de dólares.

En realidad no hace falta que una obra de arte este recubierta de oro y diamantes
como el celular. Yo particularmente, me quedo con este " INODORO "


  
Se trata de una pieza francesa de porcelana del año 1887 pintado a mano por dentro 
y por fuera con una técnica oriental en tinta de calamar azul.
Fue descubierto recientemente por un prestigioso restaurador en Uruguay (América 
del Sur). Por 800.000 dólares podrá tenerlo en su casa.
Recuerde que aún conserva su sello original y que solo existen en el mundo tres de estos históricos retretes.

Hasta pronto.